Culture amp Arts

  • Jorge Luis Borges
  • Jorge Luis Borges

Jorge Luis Borges

“Para un verdadero poeta, cada momento de la vida, cada hecho, debería ser poético, ya que profundamente lo es” Y eso es precisamente lo que el escritor argentino nos regala con el poema A un gato, de su obra “El oro de los tigres” (1972), dedicado a sus dos felinos.

 

A un gato  

No son más silenciosos los espejos 
ni más furtiva el alba aventurera;
eres, bajo la luna, esa pantera
que nos es dado divisar de lejos.
Por obra indescifrable de un decreto
divino, te buscamos vanamente;
más remoto que el Ganges y el poniente,
tuya es la soledad, tuyo el secreto.
Tu lomo condesciende a la morosa
caricia de mi mano. Has admitido,
desde esa eternidad que ya es olvido,
el amor de la mano recelosa.
En otro tiempo estás. Eres el dueño
de un ámbito cerrado como un sueño.

 

Jorge Francisco Isidoro Luis Borges Acevedo, escritor argentino, nació en Buenos Aires el 24 de agosto de 1899 y murió en Ginebra el 14 de junio de 1986.

Siendo uno de los autores más destacados de la literatura del siglo XX, nos dejó parte de su vida en innumerables cuentos y poemas. A Borges le impresionaban y seducían los felinos desde pequeño, solía dibujar tigres cuando era un niño.  Tenía un increíble amor por los gatos. Durante algunos años, vivió con dos de ellos, Beppo y Odín. El poema A un gato es su íntima dedicatoria. Cuando se refería a su primer gato decía… “se llamaba Peppo, pero era un nombre horrible, entonces se lo cambié enseguida por Beppo, un personaje de Lord Byron. El gato no se dio cuenta y siguió su vida”  Beppo era un hermoso gato blanco que siempre estaba con Borges. Le gustaba jugar con los cordones de sus zapatos y dormirse en su regazo. Tenía más de 15 años cuando murió en 1985 y fue una auténtica pérdida para Borges, que ya estaba ciego. Algunos dicen que Beppo tenía mal carácter, pero que se llevaba muy bien con él. Odín era un gato atigrado que convivió con Borges, pero nunca llegó a ser tan famoso como Beppo. Se llamaba así en honor al dios de la mitología nórdica. Dicen que sobrevivió casi diez años al escritor, pero no se sabe con quién. Beppo

De los gatos, Borges dijo una vez:

“Nadie cree que los gatos son buenos compañeros, pero lo son. Estoy solo, acostado, y de pronto siento un poderoso brinco: es Beppo, que se sienta a dormir a mi lado, y yo percibo su presencia como la de un dios que me protegiera”.
“Siempre preferí el enigma que suponen los gatos”.

 

 

 

,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>